Thai massage

¿Por qué elegir un masaje tailandés?

Tailandia es un país poseedor de una cultura que ha sabido mantenerse a lo largo de los siglos. En ella, destaca la práctica de disciplinas médicas como el masaje terapéutico, considerado como sagrado al estar estrechamente vinculado con el budismo. Y debido a los beneficios que ofrece para la salud y bienestar de las personas, se ha vuelto bastante popular en occidente.

El thai massage consiste en una combinación de técnicas influenciadas por el budismo, la ayurveda india, la medicina tradicional china y la meditación, con el objetivo de generar un estado de relajación profunda capaz de aliviar las tensiones, liberar estrés y desprenderse de obstrucciones energéticas.

Para esto, se presionan puntos de acupuntura que estimulan la energía vital y la ayudan a regenerarse y equilibrarse. Según la tradición asiática, las enfermedades manifestadas en el cuerpo físico son consecuencia directa del bloqueo de las energías y desequilibrio del Qi. Con la práctica del masaje tailandés se logra hacer fluir las energías para lograr confort corporal.

Masaje Tailandés: la búsqueda del equilibrio energético

Para la cultura tailandesa, en todos los seres vivos y las cosas que nos rodean existe una energía vital que es invisible. En la medicina tradicional tailandesa se hace mucho enfoque en los cuatro elementos y su influencia sobre el organismo humano, asociando a las partes sólidas con el elemento tierra, el agua con los fluidos corporales, fuego con la sexualidad y agua con emociones.

Bajo estos preceptos, cuando un ser humano manifiesta dolores, enfermedades o estados anímicos alterados, se debe a un desequilibrio de alguna o varias de estas energías fundamentales. Esta alteración se puede arreglar a través de masajes con técnicas específicas que consiguen estimular los puntos energéticos para corregir cualquier bloqueo a nivel energético.

Beneficios de recibir un masaje tailandés

Tal y como has podido observar, la eficiencia del masaje tailandés se basa en la presión y estiramiento de los considerados como puntos energéticos, capaces de regular el flujo de energía vital en nuestro cuerpo, ofreciendo el siguiente listado de beneficios:

  • Mejora la movilidad de las articulaciones y la flexibilidad de los músculos, tendones y ligamentos. De esta forma la persona que recibe el masaje encontrará alivio a dolencias crónicas relacionada con el aparato músculo-esquelético.
  • Incrementa la energía vital. Tras una sesión, la persona sentirá como un estado de ánimo mejorado y la sensación de haber recibido una recarga de energía.
  • Disminuye el estrés y mejora el estado de ánimo. Tiene la capacidad de neutralizar los efectos nocivos del estrés sobre el cuerpo humano, favoreciendo el descanso nocturno, la relajación mental y física.
  • Mejora la capacidad de concentración. Al eliminar los bloqueos energéticos se vuelve posible un incremento en la capacidad de concentración, necesario para enfocarnos en alcanzar nuestros objetivos personales y tomar decisiones más acertadas.
  • Regula el funcionamiento de los órganos internos. Notarás como la digestión regresa a su periodicidad habitual, así como el resto de órganos comienzan a funcionar mejor al liberarse del estrés y los bloqueos energéticos.
  • Garantiza una mejor calidad de vida. En líneas generales, las sesiones de masaje tailandés ofrecen a las personas una mejor calidad de vida como efecto secundario de la eliminación de los bloqueos energéticos.

Tipos de masaje tailandés

Aunque se pudiera pensar que el masaje tailandés es un masaje único, la realidad es que existen diferentes variaciones en función a tus necesidades. El tipo de masaje destinado a conseguir una relajación profunda es bastante diferente al que se recomienda para conseguir el alivio de dolencias físicas.

  • Masaje tradicional tailandés. Es un tratamiento energizante que resulta ideal para las personas que buscan recuperar el equilibrio físico y mental.
  • Masaje de pies. Es ideal para liberar las tensiones acumuladas tras una caminata extenuante o cuando se presentan dolencias en la planta de los pies por el uso de calzados inadecuados.
  • Masaje con aceite. Destinado a abrir las líneas energéticas gracias al uso de aceite templado y la presión sobre puntos específicos capaces de aliviar alteraciones físicas como la migraña, dolor de espalda, musculares, estrés y alteraciones del estado de ánimo.
  • Masaje con aromaterapia. En este tipo se utilizan aceite templado y aromatizado con esencias como el romero, limón, lavanda o eucalipto, relacionadas con diferentes beneficios terapéuticos, como el alivio de la ansiedad, estrés, falta de sueño, etc.
  • Masaje deportivo. Es capaz de colaborar con la recuperación de lesiones en atletas y acelerar la regeneración muscular después de sesiones de entrenamiento, además de mantener la elasticidad de la musculatura y el resto de los tejidos para evitar lesiones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: