Entrevista Nerea Cenoz dietista nutricionista

Una mirada diferente a las dietas y la nutrición

Entrevista a Nerea Cenoz, dietista y nutricionista en Pamplona (Navarra).

Cuando te encuentras con un paciente que viene a la consulta a adelgazar y que nunca ha hecho ningún tipo de ejercicio o deporte, ¿cómo consigues motivarlo para que realice algo de actividad?

En esto soy muy cansina, desde la primera consulta hay una información que les doy, y la repito una y otra vez como si fuese un mantra: lo más importante para adelgazar es hacer una buena dieta de adelgazamiento, pero lo más importante para mantener ese peso es hacer ejercicio físico. Es muy difícil que alguien que no haga ejercicio físico mantenga la bajada de peso.

Elegir bien el tipo de ejercicio físico que hará el paciente, es fundamental a la hora de conseguir una buena adherencia. Si es un paciente que no ha hecho nunca deporte o que no le gusta, le desaconsejo hacer un ejercicio solo, tanto al aire libre como en casa. Muchos pacientes, por comodidad, se plantean adquirir una cinta elíptica o bici, pero son futuros percheros. A este tipo de pacientes les aconsejo clases grupales, si son con un número pequeño de personas mejor, es más difícil que se la salten. O que hablen con algún amigo para por ejemplo apuntarse a pádel, o incluso salir a correr.

Y si son personas que han sido deportistas, ahí es más fácil. Lo que si les comento es que lo vuelvan a introducir de una manera gradual, que a veces somos un poco (o muy) brutos.

¿Qué te llevó a querer dedicarte al mundo de la nutrición? ¿Te viene de familia?

Pues fue por casualidad, no soy de esas personas vocacionales. Cuando tuve que elegir la carrera era adolescente en todos los sentidos de la palabra. Mis estudios sí estaban dirigidos a ciencias de la salud, porque las letras no me atraían. Nutrición Humana y Dietética era una carrera nueva, de hecho, soy de la primera promoción homologada, antes eran unos estudios privados que tenían tres universidades en España, Barcelona, Madrid y Pamplona, pero no eran oficiales.

Y empezó mi aventura y mi pasión. Ahora sé la suerte que tuve al elegir esta profesión porque está muy relacionada con lo que he vivido en casa toda la vida, el mundo de la hostelería. Mi padre ha trabajado en el mismo hotel en Pamplona desde los 19 años hasta la jubilación, y yo empecé con 16 años a servir banquetes de bodas. Antes de empezar mis estudios universitarios ya había empezado a hacer cursos de cocina, que me parecen básicos a la hora de trabajar en consulta. Estuve hasta tentada en hacer los estudios reglados en el Basque Culinary Center, pero estaban demasiado orientados a la restauración y yo soy mujer de consulta.

Y cuando empecé ya no pude parar, estudios de todos los tipos, oficiales y no oficiales, la cosa era formarme y comprender al paciente: para deportistas, personas con enfermedades, psicología, coaching, PNL, cocina, plantas, niños, adultos… y desde hace más de 10 años las dietas para bajar de peso son lo que más me motivan y a lo que voy dedicando más esfuerzo a la hora de formarme y estar más actualizada. Los resultados son de lo más gratificante.

Cuando el problema es que “el niño no me come”, y no tanto que en casa se le ofrezca una alimentación poco equilibrada, ¿qué recomiendas?

Que poco me gusta eso de “mi niño no me come”, el niño no come o pensamos o nos da la sensación de que no come, pero de verdad, en ningún momento penséis que lo hace por fastidiar, aunque muchas veces en consulta me lo dicen.

Lo importante como bien dices es ofrecer siempre, una alimentación saludable. A veces por error se piensa que es mejor que coma algo insano a que no coma nada y no es correcto. Si solo ofrecemos o tiene a su alcance alimentos saludables es de lo que se alimentará y creará un terreno de salud en su cuerpo.

No todos (ni niños, ni mayores) comemos la misma cantidad, ni los mismos alimentos, ni a las mismas horas, lo importante es que lo que comamos nos nutra.

Con el esfuerzo que cuesta bajar hasta cierto peso para un evento, o para el verano, ¿cómo es posible que luego volvamos a donde estábamos con tanta facilidad?

¿Verdad que sí? Yo en mi consulta de dietista en Pamplona lo soluciono con las revisiones de mantenimiento, el que el paciente venga después de acabar la dieta de adelgazar cada dos o tres meses, es fundamental para mantener el peso. El seguir con unos hábitos determinados por periodos cortos de tiempo y ver resultados óptimos, nos ayudan a instaurar esas medidas para seguir con los mismos resultados. Pero lo que comento: han de ser periodos cortos. Al final es venir a la consulta unas 4 veces al año, vamos, nada muy complicado

Si nosotros bajamos de peso con unos hábitos determinados, para mantener esos resultados tenemos que seguir con las mismas pautas, si volvemos a la alimentación de antes, volvemos al peso de antes, es así de sencillo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: