Divorciarse no tiene por qué ser conflictivo

Divorciarse no tiene por qué ser conflictivo si cuentas con la mejor asesoría

El matrimonio no siempre llega a buen fin y viene el momento temido del divorcio. No obstante y más allá de los desacuerdos entre las partes, es posible conseguir un acuerdo entre la pareja para que ambos puedan separarse y seguir sus vidas sin rencores, siendo esto posible gracias a que existen bufetes encargados de asesorarte y ayudarte durante todo el proceso.

La forma de divorciarse ha cambiado con los años

A lo largo de los años y con la acumulación de problemas e insatisfacciones, muchos matrimonios llegan a un punto donde no se soportan más y quieren iniciar el proceso de divorcio.

Forma de divorciarse

Sin embargo y dado que el matrimonio también conlleva un registro civil y tiene importancia dado que es un estado civil que abarca otros derechos y deberes, el divorcio también representa un proceso legal complejo y lento.

No obstante, quienes se encuentren dentro del territorio español y estén buscando divorciarse de forma rápida, sin demora y con la mayor eficacia posible, pueden hacerlo mediante bufetes de abogados que se encargan de tramitar todo el proceso, desde la recepción de los documentos solicitados, hasta el acuerdo entre las partes.

¿Cómo divorciarse en Madrid?

Para quienes vivan en la capital y ya no deseen seguir compartiendo su vida con su pareja, cuentan con la posibilidad de tener un divorcio notarial en Madrid.

Este procedimiento exprés no representa ningún tipo de complicación para ninguna de las dos partes, dado que solo hará falta que entreguen los documentos requeridos, ya sea de forma personal, por fax, email e incluso por Whatsapp.

Y si las condiciones necesarias se dan, como la disposición por parte de todos los involucrados en el proceso de divorcio (la pareja, la notaría y los abogados, la revisión de la documentación y su firma), se podrá realizar de un día para otro.

Esto es gracias a que los bufetes se encargan de hacer todo lo necesario para la validez y certificación de la documentación recibida dado que ellos conocen muy bien que ante un divorcio, lo que menos quieren las dos partes es alargarlo más de lo debido.

¿Cuáles son los requisitos para divorciarse?

Para realizar los trámites de divorcio se deberán hacer llegar al despacho varios documentos que son solicitados de forma necesaria, como son el certificado de matrimonio, de existir, certificados de los hijos que tengan en común y de los que sean mayores de edad, el libro de familia y el certificado de empadronamiento de la pareja o de uno solo de ellos.

¿Qué limitaciones tienen estos procesos por notaria?

En el momento de presentarse el divorcio, pueden existir ciertas circunstancias que pueden retrasar el proceso  haciéndolo más largo para la pareja y que son:

Divorcio contencioso

Cuando entre la pareja no existe un acuerdo con algunos aspectos del divorcio, no se puede realizar en la notaría, por lo que se procede a presentar una demanda que será llevada ante el Juzgado.

Divorcio de mutuo acuerdo

Aunque muchas veces las dos partes entienden totalmente el procedimiento y se consigue que se esté de acuerdo con todo lo establecido en el divorcio haciendo que el proceso sea más rápido y sencillo, muchas veces puede haber problemas.

Un ejemplo de esto sería que ambas partes no se pongan de acuerdo en la potestad del menor, cuál de los dos cónyuges se queda con la vivienda y como se reparten los bienes gananciales o comunes.

Hijos

Por medio de la notaría, solo se llevarán a cabo divorcios donde no existan hijos que no sean mayores de edad o que tengan algún tipo de discapacidad. 

Si los hijos tienen mayoría de edad deberán presentarse para dar su consentimiento si no dependen económicamente de sus padres.

Muchos son los bufetes de abogados que ofrecen su asesoría, por ejemplo https://divorcieitor.com/, donde conocerás precios y todos los servicios que ofrecen para tu divorcio.

En muchas ocasiones las cosas que en un comienzo parecían buenas pueden dejar de serlo, por lo que recurrir a un divorcio no es un fracaso, es aceptar que las cosas deben seguir de otra forma. Y para que el proceso sea efectivo, es mejor contar con una asesoría profesional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: