Erotismo

El erotismo: 5 claves

Ser una persona atractiva para otros o encontrar el atractivo en nuestra pareja sentimental es el objetivo que, intrínsecamente, quiere alcanzar nuestra personalidad. Así se alcanza un mayor placer en el acto sexual y una relación más satisfactoria. La actitud es muy importante, al igual que el recurso de los juguetes sexuales, a fin de disfrutar de una alta calidad en la vida sexual. En tiendas como https://www.easytoys.es/ puedes encontrar un amplio abanico de este tipo de juguetes. Aquí vas a conocer cinco claves del erotismo para ser una persona más erótica.

Inteligencia erótica

La inteligencia erótica es un concepto poco conocido y que tiene una influencia directa sobre las relaciones sexuales. Significa conocer el cuerpo y la personalidad de uno mismo desde el punto de vista de las posibilidades en el sexo. Esta inteligencia erótica es moldeable, en el sentido de que las capacidades se fortalecen y las carencias se pueden debilitar mediante técnicas y entrenamientos, que incluyen tanto elementos psicológicos como sociales y físicos.

Autoestima

La autoestima es un factor fundamental para alcanzar un nivel adecuado. Ningún cuerpo es perfecto y todos encuentran, en alguna ocasión, a su media naranja. No hay que castigarse por unos kilos de más, una nariz que no gusta o la altura. Reconocerse ante el espejo y sumar confianza es clave para ganar en sensualidad respecto a otras personas. Una mujer u hombre confidente de sí mismo se sentirá más a gusto cuando mantenga relaciones. La autoestima implica quitarse complejos físicos o mentales, lo que supone una liberación de cara a afrontar el encuentro en la cama.

Fantasías

La creación de fantasías es otra de las claves para ganar en erotismo. No siempre encontramos al tipo ideal y el recurso a la imaginación es positivo, a modo de cumplir las necesidades y ganar en relajación. Una opción, para quién esté en una situación parecida, es crear fantasías no superiores a diez minutos como técnica relajante y estimulante.

Exploración

Conocer nuestro cuerpo es otro elemento esencial para convertirse en una persona más erótica. Así que hay que dejarse llevar y acercarse hacia aquellas acciones, elementos o partes del cuerpo que generan más placer. En ese sentido, el recurso a juguetes eróticos como un plug anal puede ser una buena idea, pues llegan a puntos “inalcanzables” que pueden marcar el camino sobre aquello más placentero. Una información que, además, se utiliza posteriormente en el acto sexual.

La teoría del conocimiento también incluye a la otra persona. Conocer los gustos y preferencias de la pareja, o de una persona con quien se tiene una relación abierta, resulta de gran utilidad para mejorar el coito. Quien conoce bien a su compañero, entonces puede adaptar su comportamiento para que tenga más placer, lo que le convierte en una persona más erótica.

Cita a ciegas

Esta técnica es muy recurrente para parejas estables que encuentran dificultades en el acto sexual. Se trata de que ambas personas se tapen los ojos y se palpen entre ellas, descubriendo sensaciones y estímulos que, quizá, no habían encontrado en ocasiones anteriores. Esta acción estimula sentidos como el tacto o el olfato, que se traducen en una estimulación sexual.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: