Ampliantena

Ampliantena, adaptando la fabricación de productos de telecomunicaciones al 5G

El ya conocido como “Internet de las cosas” es una realidad. Ha llegado y se quedará para revolucionar el mundo como lo conocemos actualmente. Coches autónomos, cirugías a distancia o una velocidad de conexión a internet 100 veces mayor que la actual son algunos de los cambios que provocará esta revolución tecnológica. De manera que, al sector de las telecomunicaciones no le ha quedado otra opción que adaptarse a esta nueva era.

Es el caso de la empresa valenciana Ampliantena, ubicada en Gandía (Valencia). Esta empresa valenciana lleva especializada en el sector de las telecomunicaciones, sobre todo televisión, desde hace más de 40 años. Ellos han visto evolucionar su catálogo para adaptarse a la llegada de internet, del 2G, 3G y 4G y ahora ven un paso más en su sector, el 5G. Hablamos con Ignacio Hernández, gerente de Ampliantena, para que nos cuente cómo se están adaptando a las nuevas necesidades del mercado.

“Hemos tenido que rediseñar todos los componentes electrónicos de nuestros artículos de televisión para que se adapten a la frecuencia de corte del 5G”, nos cuenta Ignacio. “Inicialmente, la señal de televisión se situaba en frecuencias entre los 470 MHz y los 862 MHz. Con la llegada del 4G ya tuvimos que realizar adaptaciones en la banda de televisión, reduciendo la amplitud de la banda de frecuencias y dejándola entre los 470 MHz y los 790 MHz. Ahora, el 5G nos obliga a reducir de nuevo este espectro y reconfigurar todos los dispositivos con componentes electrónicos para que su frecuencia se establezca entre los 470 MHz y los 694 MHz,” nos explica Ignacio.

Además, el universo 5G va a traer consigo una ampliación de la infraestructura física de telecomunicaciones, para lo que la empresa valenciana Ampliantena también está preparada. “Hemos ampliado nuestro stock de torretas de telecomunicaciones arriostradas, torres de telecomunicaciones autosoportadas, torres de celosía autosoportadas y soportes para antenas para poder abastecer la demanda que va a producir el mercado, ya que se prevé una ampliación de la infraestructura de hasta 4 veces la actual”, dice Ignacio. “Esta cuadruplicación de los repetidores de señal se debe a la pretensión del 5G de aumentar la velocidad de conexión en 100 veces la actual. Esto va a obligar a que la distancia entre los puntos de repetición se acorte al mínimo, para poder recibir y lanzar la señal de forma más ágil, sobretodo en la banda de 3500 MHz”.

5G

Sin lugar a dudas, el Internet de las cosas ha cambiado las reglas del juego y, en los próximos meses, veremos cómo los operadores amplían su red desde los puntos de mayor densidad de población, a todo el resto del territorio. La carrera por la nueva era ha empezado, y todas las empresas del sector tienen que estar a la altura de las circunstancias si pretenden mantenerse a flote. Ignacio Hernández, gerente de Ampliantena, lo tiene claro: “La llegada del 5G nos plantea un nuevo reto como empresa fabricante. Lo aceptamos y lo asumimos desde una posición privilegiada, porque nuestra experiencia en la fabricación de herrajes para telecomunicaciones e infraestructura, nos está permitiendo adaptar nuestro catálogo a las nuevas necesidades del sector. Este tren hay que cogerlo sí o sí. El 5G es solo un paso más y tenemos que ser ágiles y eficientes para adaptarnos a este sector que evoluciona y crece a gran velocidad.”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: