Adiestramiento canino

El sistema holístico en el adiestramiento canino, ¿en qué consiste?

Los perros acompañan al hombre desde hace miles de años. La domesticación de este animal es un claro ejemplo de cómo el ser humano puede adiestrar otras especies para sacar “provecho” de ellas. El perro, como ocurre con los gatos y otros mamíferos, son especies domésticas, mascotas, pero no son especies domesticadas, como sí puede ser el ganado.

Si bien los perros en la actualidad son animales domésticos, su domesticación es tarea obligada si se quiere tener uno en casa, en una finca como perro protector o para tareas más relevantes como servir de perro guía o policía.

La educación de los perros es fundamental para garantizar su salud y seguridad. Cuando pensamos en lo mejor para nuestro perro, más allá de preocuparnos por comprarle un buen pienso, garantizarle espacios de confort en la vivienda o la finca y mantenerlos en perfecto estado de salud, no siempre mostramos el interés suficiente en el adiestramiento.

Los perros deben estar educados y adiestrados. La educación se muestra a través de sus conductas mientras que el adiestramiento son esas técnicas o comandos dirigidos al perro con el fin de comportarse de modo correcto ante cualquier situación.

No podemos olvidar que los humanos vivimos en sociedad y los perros, al ser nuestras mascotas, son nuestra responsabilidad. No a todo el mundo le gustan los animales, de modo que hay lugares en los que el perro ha de mostrar un carácter tranquilo y limpio.

Para adiestrar a un can es importante tener en cuenta la edad, la raza, el carácter y las conductas inadecuadas que pueda manifestar, pero es también fundamental comprender que un perro no puede deshacerse por completo de su instinto animal o su carácter juguetón.

El adiestramiento holístico, una técnica integral

Existen muchas técnicas o sistemas de adiestramiento para perros, pero una de las más populares es el sistema holístico. Esta técnica de adiestramiento canino en barcelona es practicada por Adiestrar Perros Barcelona, un centro que genera mucho interés en la Ciudad Condal por su buen hacer para llevar a los perros a un comportamiento adecuado en cada nuevo ambiente al que se enfrentan.

La educación de los perros

Este sistema responde a una cuestión global que tiene que ver con el significado del concepto en sí. En términos generales, holístico indica que un sistema y sus propiedades se analizan como un todo, de manera global e integrada, ya que desde ese punto de vista su funcionamiento se puede comprender de esa manera y no solo como la suma de sus partes.

Un adiestramiento holístico, por tanto, es aquel en el que prima una visión global de todos los componentes del entorno, en el que se analiza la realidad desde todos los puntos de vista. Los sistemas holísticos de adiestramiento integran herramientas como el entrenamiento de contacto emocional, la educación, el adiestramiento de obediencia y la psicología canina, y todo ello a través de una comunicación efectiva y fluida.

Así mismo, el sistema holístico refuerza la educación bilateral entre perro y guía pero siempre educando bajo los términos del perro, eliminando las correcciones y castigos y reforzando las conductas deseadas, llevando a cabo una buena gestión del estrés del perro.

El adiestramiento holístico frente a los métodos clásicos

Los métodos clásicos de adiestramiento son aquellos que están basados en la obediencia del perro a su guía o dueño a través de castigos. Es decir, si el perro no responda al comando que se le pide, se le castiga.

El castigo se crea empleando collares de ahogo, pinchos o eléctricos, no siendo agradable con el animal. Esto acaba causando desórdenes psicológicos y episodios de estrés. Los elementos de castigo para usar con perros solo deben ser gestionados por profesionales. En cualquier caso, esta práctica está ya cada vez menos recomendada, más descatalogada.

Más allá del sistema holístico, cada vez más demandado por dueños de mascotas, muchas familias ponen en marcha en caso sistemas mixtos, donde se combinan las técnicas holísticas con medios clásicos no lastimosos para el animal con refuerzos positivos, que son aquellos en los que se premia al animal con cariño y satisfacción cuando se comporta de manera adecuada.

Tanto en los sistemas holísticos como en los métodos de refuerzo positivo, el lenguaje primario es gestual, y tiene sentido, porque en ambas técnicas lo que se prima es una comunicación directa, fluida y bidireccional entre humanos y canes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: