Etiqueta medioambiental

¿Qué usos pueden tener las etiquetas?

Las etiquetas son esos elementos que van pegados en diferentes superficies, como cajas, aparatos e incluso los coches, sirviendo principalmente como un medio informativo. Hoy día el uso de las etiquetas está muy extendido, tanto para empresas como particulares, así que si quieres conocer qué usos tienen las etiquetas en la actualidad, sigue leyendo este artículo.

Etiquetas medioambientales

La etiqueta medioambiental de los coches ayudará a diferenciar con mayor facilidad cuáles son los vehículos ecológicos y cuáles son los más contaminantes. Sin embargo, además de servir para distinguirlos, estas etiquetas funcionan como una herramienta para las diferentes políticas restrictivas de circulación.

Esto quiere decir que los vehículos que generen una mayor tasa de contaminación no podrán disfrutar de diversas ventajas que los vehículos ecológicos o menos contaminantes sí podrán disfrutar. De esta manera se planea reducir o eliminar la movilización de vehículos contaminantes, al incentivar el uso de coches más ecológicos.

En la capital española se exige el uso de estas pegatinas, recibiendo una multa de 100 euros los conductores que no la tengan. Mientras que en Barcelona, no es obligatorio pero sí recomendable, para poder aprovechar las ventajas de tener un coche que no contamine tanto.

¿Cuántas etiquetas existen?

Existen cuatro tipos diferentes de etiquetas para clasificar a los coches. Cada una de ellas dispone de un color y de letras específicas que sirven para identificar el grado de contaminación de los vehículos con mayor facilidad.

La etiqueta B, de color amarillo, es para los coches que más contaminan, son las furgonetas ligeras y turismos de gasolina que se matricularon desde el 2000, y los diésel desde el 2006, así como los de más de 8 plazas y para transporte de mercancías que se matricularon desde el 2005.

Las etiquetas C, de color verde, son para los vehículos como furgonetas ligeras y turismos matriculados desde 2006 para los de gasolina, y desde el 2014 para los de diésel, así como los vehículos que transporten mercancía y de 8 plazas que se hayan matriculado desde el 2014.

Por otro lado, están las etiquetas ECO, con los colores azul y verde, que abarcan los mismos coches antes mencionados, pero con la diferencia de que se encuentran dentro del Registro de Vehículos como híbridos enchufables y no enchufables, propulsados por gas natural comprimido o por gas licuado de petróleo.

Por último están los vehículos “0 emisiones”, de color azul, los cuales se colocan en los vehículos que menos contaminación generan, tales como ciclomotores, motocicletas, triciclos y los antes mencionados, pero que figuran dentro del Registro de Vehículos de la DGT como eléctricos de batería, eléctricos de autonomía extendida, o eléctricos híbridos enchufables.

Aunque antes la DTG enviaba estas etiquetas sin ningún tipo de coste, con el tiempo comenzaron a venderlas. En la actualidad, existen numerosos distribuidores oficiales que las venden aparte de la DGT, por un precio de 5 euros, como las Oficinas de Correos, los Talleres CETRAA, los de Norauto, FirstStop, Sadeco, los Colegios de Gestores Administrativos, Pegatinas-DGT, entre otros.

Y para saber qué tipo de etiqueta debe llevar tu vehículo, existen plataformas online habilitadas para que puedas realizar la consulta, así sabrás si la DGT dispone de una etiqueta para tu coche y cuál le corresponde.

Ideal para empresas

Una de las etiquetas más utilizadas dentro de la industria son las etiquetas en rollo adhesivas personalizadas, una solución de gran utilidad, ya que aportan diversas ventajas, entre las cuales podemos destacar las siguientes.

Personalización

Las etiquetas en rollo son capaces de ajustarse a las necesidades de tu empresa, ya que puedes elegir el diseño, el color y el tamaño que prefieras. Además, dispones de los servicios de empresas especializadas en la impresión de diseños, de esta manera conseguirás un resultado más profesional y atractivo para tus etiquetas.

Adaptabilidad

Otro aspecto que destaca dentro de este tipo de etiquetado es que se adaptará a cualquier tipo de envase donde se adhiera.

Sin importar cuál sea su material, la etiqueta quedará bien adherida. Esto les permite conseguir una gran variedad de usos dentro de la industria, desde botellas de vino, cosméticos, productos de plásticos, entre otros.

Durabilidad y resistencia

La duración de su adherencia y del acabado dependerá del material de impresión utilizado para la etiqueta.

Por lo general, estas etiquetas duran el tiempo necesario hasta que el producto sea consumido y sin que se desprenda por factores externos como la humedad, el roce con otros productos o la temperatura. 

Publicidad

El uso de estas etiquetas será muy útil para la publicidad de tu marca, ya que tendrás un diseño atractivo en los productos que ofrezcas, permitiendo así que los usuarios vean constantemente el nombre o logo de tu empresa cuando utilizan los artículos.

Por tal motivo es importante disponer de un diseño atractivo y ajustado al sector de tu empresa, para así poder conseguir una mejor respuesta por parte del público objetivo.

Polipropileno

Aunque las etiquetas adhesivas en rollo las puedes conseguir en diversos materiales, siendo las más destacadas las de polipropileno.

Su calidad de impresión es una de las mejores, ya que este material ofrece una gran durabilidad y resistencia, gracias a sus propiedades plásticas, así como una sensación de brillo que ayuda a conseguir colores más vivos y llamativos en la etiqueta.

Empresas especializadas

Son muchas las empresas que se dedican a la impresión de las etiquetas, garantizando el uso de impresoras de la mayor calidad, un amplio stock de etiquetas de diferentes tamaños, materiales y colores, precios competitivos y la posibilidad de comprar en grandes cantidades a un bajo precio.

Además, en estas empresas recibirás asesoría para ayudarte a elegir la etiqueta perfecta para los productos que vayas a etiquetar, de esta manera aprovecharás al máximo tu inversión.

Las etiquetas son elementos de gran utilidad para transmitir una información o mensaje, siendo posible utilizarlas sobre cualquier superficie y con una gran capacidad de adherencia, ya sea en coches, en frascos de cristal o de plástico.

Y en la actualidad, estos elementos son utilizados de muchas maneras, tanto para clasificar coches como para promocionar tu marca dentro del mercado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: