Suitaprest y los beneficios de reunificar deudas

Suitaprest y los beneficios de reunificar deudas

Muchas veces, los gastos mensuales se van acumulando y cada vez se hace más cuesta arriba llegar a fin de mes. Para estos casos, una buena solución es unificar algunas de nuestras deudas para conseguir pagar una cuota mensual inferior. En Suitaprest puedes solicitar una reunificación de tus distintas deudas, de forma que solo pagarás una letra al mes y el precio será menor a la suma de todos tus pagos actuales. Así, llegar a fin de mes será más sencillo y te quitarás un peso de encima.

Y es que la hipoteca, el préstamo del coche o las tarjetas de crédito van sumando cuotas sin que nos demos cuenta, de forma que al final tenemos que pagar una cantidad excesiva de deudas en comparación con los ingresos. Esto se debe a una mala planificación de nuestra economía doméstica y, aunque no deberíamos llegar a esta situación, es posible que ya no haya marcha atrás. En estos casos, la opción de reunificar deudas es una de las que puede salvar nuestra economía.

Ventajas de reunificar las deudas

Aunque no es una opción disponible para todo el mundo, si se cuenta con una propiedad libre de cargas o con poca hipoteca pendiente, es posible realizar una reunificación de deudas de forma rápida y sencilla.

Al solicitar un préstamo de este tipo se obtienen una serie de beneficios nada desdeñables. Te hablamos de algunos de ellos:

Reunificar deudas

Se aumenta la liquidez

Al reunificar las deudas desaparecen todas las letras mensuales, quedando una única cuota. Esta cuota será inferior a la suma de las anteriores, por lo que la diferencia entre la nueva cantidad a pagar y la suma de todas las anteriores será el dinero del que se dispondrá al mes. Verás como aumenta tu liquidez.

Plazo de amortización flexible

Con una reunificación de deuda es posible determinar de manera más flexible el plazo de amortización, teniendo en cuenta aspectos como la edad, capital restante o el plazo pendiente.

Mejor interés

En el préstamo con garantía hipotecaria, el interés a aplicar será en la mayoría de los casos inferior al que pueden aplicar los préstamos personales y las tarjetas de crédito. Como la propiedad actúa de garantía, las entidades se pueden permitir bajar unos puntos de margen porque el riesgo deja de ser personal.

Opción ante situaciones límite

En caso de no poder hacer frente a los pagos mensuales y antes de llegar a una situación límite como podría ser un embargo de nuestras cuentas, la reunificación de deudas puede ser la solución ideal para poder hacer frente a los gastos evitando las consecuencias de un impago prolongado.

Cómo reunificar deudas

La mejor forma de reunificar tus deudas es acudir a una financiera con experiencia en reunificar deudas como Suitaprest. A través de su web puedes realizar un cálculo de cuánto debes, y ver cómo quedaría tu cuota única reunificada, así como los plazos necesarios para pagarla (entre 6 meses y 20 años).

Si estás pensando en dar este paso, ten en cuenta que con una empresa profesional con amplia experiencia en el sector podrás informarte de cómo funciona un préstamo de reunificación de deudas y decidir si es lo que necesitas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: