barcelona

Guía para disfrutar del turismo cultural de Barcelona

Barcelona es una ciudad que promueve un respeto profundo hacia la cultura, lo cual es algo evidente en el empeño muestra la Ciudad Condal en proteger su propia historia y todas las manifestaciones culturales que de ella provienen.

Aunque no deja a un lado las comodidades modernas, también conserva una gran cantidad de lugares de interés cultural que son aprovechados para el turismo, demostrando especial cariño por la obra de Antoni Gaudí, en los que se puede aprender mucho sobre las raíces de la ciudad.

Para apreciar todo lo que ofrece Barcelona a nivel cultural es necesario planificar adecuadamente nuestra estancia y reservar un hotel ubicado en una de las zonas estratégicas de la ciudad.

El hotel en Eixample Barcelona, ILUNION Auditori, es posiblemente, la alternativa más adecuada dada la calidad de sus instalaciones y sus servicios de primera categoría.

Por su parte, el hotel Barcelona en Arc de Triomf destaca por su capacidad para recibir y ofrecer una estancia cómoda a personas con discapacidad que desean visitar la ciudad.

Rutas de turismo cultural en Barcelona

Esta ciudad mediterránea es albergue de una gran cantidad de monumentos históricos y obras de arquitectura de alto valor cultural.

Sus restos romanos, mezclados con las más hermosas manifestaciones modernistas, la han convertido en un destino turístico y cultural muy apreciado, sobre todo dentro de Europa.

romanico

Cabe destacar que la UNESCO ha declarado como Patrimonio Mundial de la Humanidad algunas construcciones emblemáticas de Gaudí. Además, su amplio catálogo cultural ofrece exposiciones y constantes eventos musicales, teatrales y de danza.

Disfruta las obras de Gaudí

Sus obras se encuentran desplegadas por toda la ciudad. Sin embargo, hay al menos diez destinos que no te puedes perder durante tu visita a Barcelona: La Sagrada Familia, Casa Milá en el Paseo de Gracia, Casa Batlló, Colonia Güell, Palacio Güell, Torre Bellesguard, entre otros puntos de interés por su gran majestuosidad arquitectónica.

Gran Teatre del Liceu

Es un auténtico símbolo cultural en Barcelona que surgió después de la guerra de sucesión, cuando la ópera se convirtió en una forma popular de entretenimiento para las tropas y el resto de la población.

En 1994 sufrió un incendio, pero posteriormente fue reconstruido y su sala principal fue recreada.

Capilla de Santa Àgata

Se construyó en 1302 como parte del conjunto de edificios del Palacio Real Mayor. En su interior, se encuentra conservado el Retablo del Condestable, considerado como hitos de la pintura catalana del siglo XV.

Hospital de la Santa Creu y Sant Pau

Este magnífico edificio forma parte de la lista del Patrimonio Mundial. Su fundación se produjo en 1401, y se trata de una ampliación de la deficiente infraestructura original.

La reconstrucción se llevó acabo en 1902 por Lluís Domènech i Montaner, gran representante el modernismo.

En la actualidad, las dependencias sanitarias que albergaba fueron trasladadas a otras instalaciones.

Estos son algunos de los puntos más representativos y de mayor interés cultural que ofrece la ciudad. No son los únicos, de hecho, la lista es bastante larga y recorrer todos los puntos requiere de varios días y, por supuesto, de una buena planificación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: