Fortalecer el suelo pélvico

Descubre cómo fortalecer el suelo pélvico dedicándole 30 minutos al día

La debilidad del suelo pélvico es una condición que puede afectar negativamente varios aspectos de la vida de la mujer. Lo más común es que se dificulten las relaciones sexuales, se presente la incontinencia urinaria, urgencia de micción, dolor en la espalda y algunas otras molestias.

Debido a que el suelo pélvico está compuesto, sobre todo por músculos, es posible fortalecerlo mediante ejercicios.

¿Cómo ejercitar el suelo pélvico?

Los ejercicios para fortalecer el suelo pélvico consisten en hacer que se contraigan y relajen los músculos de esta zona. Para esto, lo mejor es comprar Enna Pelvic ball en Satisfarma, el cual es un dispositivo especialmente diseñado para ejercitar el suelo pélvico con solo usarlo un máximo de 30 minutos al día.

Este producto consiste en una esfera que produce una vibración que hace contraer los músculos de manera involuntaria. Esta esfera se introduce en la vagina, mientras la persona camina o se mueve, lo que hace que se produzca el efecto deseado.

La Enna Pelvic ball es un producto sanitario, cuyo objetivo es mejorar una condición médica que puede afectar varias funciones del organismo, como el sistema urinario, por ejemplo. La incontinencia urinaria puede estar acompañada de vaciado incompleto de la vejiga. Otros órganos que pueden afectarse son los intestinos.

¿Cómo deben realizarse los ejercicios?

Si se han presentado síntomas que hagan pensar que se tiene debilidad del suelo pélvico, lo mejor es consultar con el médico o con un fisioterapeuta especialista.

Para usar la Enna Pelvic ball es necesario empezar con solo 5 minutos al día, ya que no es conveniente forzar estos músculos. Al colocar la esfera en la vagina, la paciente debe caminar o moverse de alguna manera, para estimular la vibración del dispositivo.

Luego se debe aumentar el tiempo paulatinamente, hasta llegar a los 20 minutos diarios. Como máximo se puede usar por 30 minutos al día.

Para obtener los beneficios no es necesario hacer nada más, los músculos del suelo pélvico se ejercitan sin que la persona lo note, mientras pasea, hace las compras o simplemente camina.

¿Cuáles son los beneficios de ejercitar el suelo pélvico?

Ejercitar el suelo pélvico tiene muchos beneficios para la salud y el bienestar. Por ejemplo, los siguientes:

  • Mejora la circulación sanguínea de la zona pélvica. Reduce la hinchazón, dolores y otras molestias.
  • Aumenta el tono muscular.
  • Mejora la lubricación vaginal durante las relaciones sexuales, aumentando el placer de la pareja y el confort.
  • Mejora el control del esfínter, reduciendo o eliminando la incontinencia urinaria.
  • Regresa a los órganos a una posición más adecuada.
  • Tiene beneficios psicológicos, como consecuencia de las mejoras en las relaciones sexuales y en el control de esfínteres.

¿Cuáles son las causas de la debilidad del suelo pélvico?

Presentar un suelo pélvico debilitado puede deberse a alguna de las siguientes causas:

  • Embarazo. Durante el embarazo la pelvis debe soportar un peso adicional, el cual puede afectar la musculatura.
  • Parto vaginal. El parto vaginal es un factor que puede contribuir con el debilitamiento del suelo pélvico.
  • Postparto. La manera cómo se desenvuelve el periodo postparto puede tener que ver con el debilitamiento de la zona.
  • Estreñimiento crónico. El esfuerzo por evacuar los intestinos causa lesiones constantes que pueden afectar el músculo de manera importante. Se trata de un factor de riesgo alto para el debilitamiento del suelo pélvico.
  • Deportes de alto impacto. El voleibol, tenis, carrera y muchos otros que implican correr o saltar, pueden lesionar los músculos de la pelvis, si no se tienen los cuidados apropiados.

Consejos y recomendaciones

  • Es conveniente consultar con un especialista al notar los primeros síntomas.
  • El suelo pélvico se puede fortalecer de manera preventiva. Si estás planeando quedar embarazada es un buen momento para ejercitarlo.
  • Al realizar los ejercicios con la esfera, lo más importante es la constancia.

Ejercitar los músculos del suelo pélvico con un dispositivo adecuado, de gran calidad y efectividad es la mejor manera para fortalecerlos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: