efectos secundarios aceite de CBD

¿Tiene el aceite de CBD efectos secundarios?

El CBD (cannabidiol) es un compuesto químico versátil y de gran utilidad en la medicina, pero que se encuentra rodeado de muchos estigmas. Al ser derivado del cannabis, una planta que es utilizada como psicoactivo, suele generar miedo, confusiones y prejuicios que son lejanos a la realidad de un producto que ofrece una enorme cantidad de beneficios para la salud de las personas.

Lo primero que debemos mencionar es que el aceite de CBD carece de efectos psicoactivos, puesto que no contiene THC o tetrahidrocannabinol, elemento responsable de las alteraciones psicológicas y perceptivas que suelen experimentar aquellas personas que lo consumen.

Entonces, se trata de un producto capaz de ofrecer al organismo una serie de beneficios, aprovechando el sistema endocannabinoide, sin que produzcan excitaciones o alteraciones de la mente o cambios drásticos en el estado de ánimo. Marcas como Cibdol ofrecen productos de máxima fiabilidad, adecuados a la norma FSSC22000 (versión 4.0) de seguridad alimentaria.

¿Cuáles son los efectos secundarios característicos del aceite de CBD?

Aunque es un componente seguro en las dosis apropiadas, el aceite de CBD puede tener algunos efectos colaterales que dependerán de la concentración del producto, su dosificación y el nivel de tolerancia de cada individuo, por lo cual pueden manifestarse en algunas personas mientras que otras no notarán ningún efecto secundario.

El aceite de CBD no genera cambios en el estado de ánimo, alucinaciones ni efectos psicoactivos, ya que la concentración de THC es mínima o inexistente. Sin embargo, algunos de los efectos secundarios de su consumo han sido cambios de apetito, diarrea, cansancio, somnolencia, vómito y aumento de las enzimas hepáticas.

Lo anterior se debe principalmente a dos factores: el nivel de tolerancia del individuo al compuesto y la interacción química entre medicamentos, tal como ocurre con cualquier otro medicamento farmacológico, incluso aquellos que podemos comprar sin receta médica como antigripales o analgésicos suaves. Veamos en detalle los efectos secundarios conocidos:

Interacción con otros medicamentos que se metabolizan en el hígado

Una de las principales contraindicaciones del CBD se refiere al hecho de que este es un compuesto que se metaboliza por medio de las enzimas hepáticas pertenecientes al grupo citocromo P450. Así, tras el consumo, este puede tardar mucho tiempo en descomponerse, pero acelerar la descomposición de otros fármacos, afectando a su funcionamiento.

Entonces, la aplicación de medicamentos juntos al consumo de CBD debe controlarse por un médico especialista, de lo contrario se podrían generar problemas de salud relacionados con la acción de las enzimas hepáticas. Si no consumes otros medicamentos, solo es necesario cumplir con la dosis establecida y no se debería presentar ningún inconveniente.

consumo de CBD

Cambios de apetito y problemas estomacales

Algunos componentes tienen la capacidad de incidir en el apetito, incrementándolo en la mayoría de los casos. Sin embargo, con el consumo de aceite de CBD, libre de THC suele ocurrir justo lo contrario, ya que la mayoría de las personas que llegan a sufrir alguna alteración del apetito manifiestan que el producto les hace tener menos hambre que de costumbre.

Otros problemas estomacales comunes, especialmente en consumidores nuevos o especialmente sensibles al CBD, son los vómitos y las náuseas. Es conveniente observar con atención esta clase de cambios y suspender el uso del producto si estos resultan muy exagerados o no ceden conforme pasan las horas.

Sequedad en la boca

Quienes consumen por primera vez el aceite de CBD manifiestan una sensación de sequedad en la boca que de hecho es un efecto secundario real. Se debe a que en general tiene la capacidad de disminuir la secreción de saliva, ya que algunos receptores del sistema endocannabinoide se encuentran en las glándulas salivales.

Por supuesto, no hay mucho de qué preocuparse con este tema ya que el efecto puede ser paliado con la ingesta de líquidos y no representa un problema que se mantenga en el largo plazo. De hecho, este síntoma está más asociado al consumo de CBD vapeado y es casi imperceptible cuando se consume en forma de aceite o cápsulas.

¿Deberían preocuparnos los efectos secundarios del aceite de CBD?

El hecho de que un producto presente algunos efectos secundarios no tiene que ser motivo de alarma. Todos los suplementos pueden presentar ciertos efectos e interactúan con otros compuestos, pero resultan seguros en dosis normales. Lo importante es que el uso a largo plazo no represente toxicidad, es decir, que la sustancia en cuestión no tenga efectos tóxicos en nuestro organismo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: