Consigue préstamos rápidos

Consigue préstamos rápidos, fáciles y seguros

Intentar conseguir dinero a menudo se antoja complicado debido a que tenemos que pasar por un proceso largo de selección en el que se evalúan fervientemente nuestras condiciones de una manera a menudo incómoda, difícil y con pocas probabilidades de éxito. Sin embargo, con los créditos online todo esto ha cambiado y ahora es mucho más fácil conseguir esa ayuda económica que todos necesitamos. A raíz de ello, vamos a mencionar las características de estos tipos de créditos, sus variantes y qué necesitamos para obtenerlos.

Dinero rápido sin preocuparnos por las listas de morosidad 

Cuando necesitamos dinero con urgencia, queremos recibirlo rápidamente. Necesitamos solventar el problema económico con una forma de ayuda que sea cómoda, fácil y con la mejor de las garantías. Es importante saber que aunque estemos en una lista de morosidad seguimos teniendo posibilidades de solicitar dinero, por ejemplo conseguir prestamos con ASNEF ya no es un problema, dado que estos préstamos no son negados simplemente por aparecer en esta lista. Se realizan estudios por parte de la entidad financiera para que, teniendo en cuenta el dinero que se necesita y el plazo para la devolución, se pueda determinar la concesión del préstamo de manera fácil y cómoda. 

Existen varios tipos de listas de morosidad aparte de ASNEF, como puede ser RAI, en la cual solo se reúnen personas jurídicas, es decir, autónomos o empresas con deudas iguales o superiores a 300 € durante un plazo de 30 meses. Otra es la central de riesgos del banco de España, conocida como CIRBE, se trata de un servicio público que no maneja una lista de morosos como tal pero en la que se puede constatar el nivel de endeudamiento de los particulares y las empresas.

Preguntas que nos hacemos frecuentemente

Si nunca hemos necesitado solicitar un crédito o préstamo, es muy normal que tengamos una gran cantidad de dudas y preguntas, como por ejemplo ¿cuál es la documentación que necesitamos?, o bien, ¿cómo nos afecta estar en ASNEF para solicitar un préstamo?

Préstamos rápidos fáciles y seguros

Antes que nada, debemos señalar que ASNEF (Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito) es un fichero o lista en el que, si estamos incluidos, nuestras probabilidades de poder acceder a un crédito urgente se ven reducidas. Las empresas y compañías que ofrecen préstamos aún estando en esta lista, lo hacen porque realizan estudios avanzados de riesgo que les ayudan a determinar si es viable la operación. La mayoría de bancos tradicionales no prestarán su dinero si estamos en esta lista, pero sí que podremos encontrar alternativas mediante entidades de crédito dedicadas a los préstamos online que, con los estudios avanzados anteriormente mencionados y otras técnicas, sí que tendremos más posibilidades de beneficiarnos de ellos.

La documentación que necesitamos, aunque sea una solicitud de préstamo online, será la de presentar un mínimo de documentación necesaria que tendremos que adjuntar. Necesitaremos enviar una copia de nuestro DNI, NIE o pasaporte, una documentación bancaria que acredite nuestra fuente de ingresos, y finalmente, la cuenta corriente en la que queremos que se deposite el préstamo online a solicitar.

Tipos de crédito que podemos solicitar

Dentro de la gran comparativa que se puede hacer sobre todos los préstamos y condiciones que nos pueden otorgar las diferentes compañías crediticias, existen varios tipos de créditos normalizados entre ellas que tienen condiciones bastante diferentes. Por ejemplo tenemos los créditos para estudiantes, que se caracterizan porque la mayoría de las veces no se precisa de papeles y los tiempos de devolución suelen ser bastante cómodos, pudiendo llegar hasta los 6 años.

Luego, por otro lado, tenemos los más que conocidos créditos sin intereses. A lo largo de la historia reciente se han usado en todo tipo de establecimientos muchas veces con letra pequeña. No teníamos intereses, pero después había una comisión de apertura, de estudio o de cancelación que teníamos que pagar finalmente. Pero al contrario de lo que la gente suele pensar, sí que existen los créditos sin intereses. Los podríamos enmarcar dentro de la política que ofrecen las entidades, ampliando así su cuota de mercado, ya que tienen unas condiciones muy concretas.

También existe la figura de los minicréditos, que no son otra cosa que unas concesiones de dinero a devolver en un corto periodo de tiempo, normalmente entre uno y dos meses, y que las cantidades suelen variar de entre los 300 y los 1.000 euros. Suelen estar orientados para pequeñas urgencias que no podemos resolver en el momento.

Existen una gran cantidad de tipos de créditos que podemos comparar a través de plataformas que nos ahorran tiempo, en las que se resumen y valoran las diferentes pros, contras y condiciones de las diferentes compañías crediticias en internet.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: