Elegir un buen centro de planchado

Elegir un buen centro de planchado

Planchar suele ser una tarea bastante engorrosa para la mayoría de los mortales, que ven cómo tienen que pasar parte de su poco tiempo libre en este trabajo laborioso de quitar cuidadosamente las arrugar a la ropa sin dañar los tejidos.

Lo mejor para aligerar esta carga en la medida de lo posible, es cambiar la plancha tradicional por un centro de planchado. Con este gran invento, quitar las arrugas a la ropa más delicada será más fácil, y con la seguridad de que no causaremos daño alguno a nuestras prendas favoritas. Eso sí, bien merece la pena informarse bien antes de adquirir uno y comprar los mejores centros de planchado del mercado si realmente queremos hacer una buena inversión.

Como ocurre con cualquier otro producto, hoy en día se encuentra mucha oferta de centros de planchado abarcando un gran abanico de precios, pero para encontrar la mejor relación calidad precio, es aconsejable visitar la guía de compra que hemos dejado a través del enlace del párrafo anterior, donde se encuentran diversos modelos que incluirá ese que mejor se adapte a nuestras necesidades y presupuesto.

Ventajas que nos ofrecen los centros de planchado

Cuando tenemos una gran montaña de ropa por planchar, se echa de menos tener un aparato realmente eficiente para tardar el menor tiempo posible en conseguir resultados excelentes. Vamos a ver ahora las principales ventajas que nos ofrecen los centros de planchado.

Planchado más rápido

Uno de los principales inconvenientes de las planchas tradicionales es que demandan mucho tiempo por parte del usuario. Por lo general, debemos esperar varios minutos hasta que alcanza la temperatura óptima. Sin embargo, esto no ocurre cuando usamos un centro de planchado, pues al contar con una potencia mayor, tiene la capacidad de llegar a la temperatura que el usuario ha configurado en mucho menos tiempo.

Eficaz con todo tipo de arrugas

No todas las arrugas son igual de fáciles o difíciles de quitar y para algunas de ellas con la plancha no es suficiente.  Para planchar las arrugas más profundas debemos utilizar la acción del vapor, y en este sentido los centros de planchado son muy superiores a las planchas convencionales, ya que la acción de vapor es constante y mucho más potente.

Ahorro de agua y electricidad

Lejos de lo que se pudiera pensar en un principio por su mayor potencia, con el centro de planchado se ahorra tanto en agua como en electricidad. Por un lado, en relación al agua, con el centro de planchado se ahorra hasta un 50% del agua que generalmente se utiliza, debido a la tecnología con la que cuenta y que se encarga de optimizar el vapor en cada descarga.

Centro de planchado

En relación a la electricidad, todos los centros de planchado cuentan con una modalidad ahorradora con sistemas que les permite no calentar más agua de la necesaria, con lo que se consigue un ahorro de entre el 25 % y el 30 % de energía eléctrica.

Mata las bacterias

Este factor es muy importante para conseguir una mejor higiene al tiempo que le damos un inmejorable aspecto a nuestra ropa y tiene una explicación muy sencilla. La combinación entre una mayor potencia y una fuente de vapor constante convierten al centro de planchado en un eliminador de bacterias muy eficaz. El centro de planchado es capaz de aniquilar el 99.9% de los microorganismos sin añadir ninguna sustancia extra y sin dañar nuestra ropa. Así que no solo tú y tu familia tendréis una ropa siempre perfecta, sin arruga alguna, sino que además estaréis protegidos.

No acumula cal

Otra gran ventaja que nos ofrecen los centros de planchado con respecto a las planchas convencionales es que no acumula cal, que suele ser el mayor problema que presentan estos aparatos y que acorta enormemente su vida útil.

Los centros de planchado, en cambio, cuentan con un sistema de protección anti cal, consiguiendo alargar la vida útil del electrodoméstico y, además, mejores resultados, pues no se atascan los conductos de salidas de vapor y no deja manchas en la ropa a causa de a cal.

Apto para toda clase de prendas

Los centros de plancha son aptos para todo tipo de tejidos, por lo que podrás utilizarlos con todas tus prendas sin temor. Podrás eliminar las arrugas de todas tus prendas, aunque sean muy delicadas. Lo único que tendrás que hacer es regular bien la temperatura según las indicaciones del tipo de tela y empezar a planchar sin temor.

El peso

Los materiales que se usan en los centros de planchado son más ligeros que en las planchas convencionales y esto hace que la tarea te resulte más fácil y menos pesada, nunca mejor dicho, aunque tengas mucha ropa que planchar.

Menos riesgos de accidentes

Estos centros tienen una base para acoplar la plancha y, de esta forma, está más segura con respecto a posibles caídas. También evita que, por no tener un espacio destinado a ella, dejemos la plancha encima de la tabla de la plancha, de la ropa o de la mesa, por ejemplo, que puede ocasionar quemaduras en los tejidos o en la superficie donde la coloquemos, aunque sea por un momento.

Otras ventajas adicionales

Una ventaja que tal vez no sea tan importante, pero que no pasa desapercibida es el diseño sofisticado de los centros de planchado que le conferirán un toque de elegancia a tu hogar. Entre los distintos modelos que podemos encontrar están los centros de planchado verticales, que según los expertos son los que garantizan mejores acabados. Pero independientemente del tipo que elijamos. Los centros de planchado ofrecen calidad en el planchado y su ergonomía está adaptada para garantizar una buena experiencia al usuario mientras realiza las tarea de alisar la ropa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: